Claves de acceso vs. contraseñas: ¿cuál es mejor?

Maciej Bartłomiej Sikora
Content Writer
passkey vs password

No se trata de si tienes que autenticarte, sino de cómo lo haces

La mayoría de los servicios y aplicaciones en línea requieren que inicies sesión antes de usarlos. No hay forma de evitarlo, ya que nuestra identidad y tu derecho a acceder a los productos digitales deben ser verificados. Sin embargo, los métodos para esta verificación pueden variar: puedes introducir un PIN o una contraseña, utilizar datos biométricos como la huella dactilar o el reconocimiento facial, hacer clic en un enlace enviado a tu correo electrónico, etc.

El método de autenticación más utilizado sigue siendo la contraseña tradicional. Sin embargo, recientemente ha aparecido un nuevo sistema conocido como «claves de acceso», que ha suscitado debates sobre su superioridad frente a las contraseñas. Ahora vamos a profundizar y a compartir nuestra perspectiva sobre este tema. Pero primero...

¿Qué es en realidad una contraseña?

Las contraseñas han existido desde hace cientos, quizás miles, de años. Sin embargo, en la era predigital, eran sobre todo frases verbales que había que decir en voz alta para acceder a zonas restringidas. Si te da la misma sensación que cuando pronuncias «¡Ábrete, Sésamo!», has dado en el clavo.

Hoy en día, sin embargo, las contraseñas habitan en el reino virtual como combinaciones de letras, números y símbolos que utilizamos para autenticar y asegurar el acceso a cuentas o sistemas en línea. Su propósito es proteger nuestra privacidad y seguridad digitales, un papel que han desempeñado con eficacia a lo largo del tiempo.

Pero el problema de muchas contraseñas es que se pueden descifrar. Es decir, si una contraseña carece de la suficiente complejidad, los ciberdelincuentes pueden utilizar las modernas tecnologías de hackeo para vulnerarla, obteniendo acceso no autorizado a tus cuentas. Por esta misma razón, muchas organizaciones llevan tiempo buscando un sucesor de las contraseñas, y parece que lo han encontrado en las claves de acceso.

Pero, ¿qué es una clave de acceso?,

Es difícil definir de forma sencilla qué son las claves de acceso, pero haremos todo lo posible por explicar este término de la manera más fácil posible. Básicamente, las claves de acceso son un nuevo tipo de credencial que consiste en dos claves criptográficas separadas: una clave pública registrada en el sitio web o la aplicación y una clave privada almacenada localmente en tu dispositivo. Durante el inicio de sesión, estas claves deben emparejarse para conceder el acceso.

Lo que hace fantásticas a las claves de acceso es que las herramientas de autenticación biométrica de tu dispositivo, como los escáneres de huellas dactilares o la identificación facial, pueden iniciar este proceso de emparejamiento, eliminando la necesidad de contraseñas u otros factores de autenticación.

Como resultado, el uso de claves de acceso no solo puede mejorar la comodidad, sino también aumentar significativamente la seguridad al minimizar el riesgo de robo de contraseñas. En otras palabras, los usuarios pueden acceder a sus cuentas en línea mucho más rápido y con mayor tranquilidad en lo que respecta a su ciberseguridad.

La diferencia entre las contraseñas y las claves de acceso

Llegados a este punto, deberías ser capaz de distinguir entre ambas soluciones, pero de todas formas desglosaremos las principales diferencias entre las contraseñas y las claves de acceso para asegurarnos de que todo queda claro. ¿Cuáles son?:

  • Las contraseñas son cadenas de caracteres creadas por el usuario, mientras que las claves de acceso son claves criptográficas generadas por el sistema.

  • Las claves de acceso son únicas por defecto, mientras que la complejidad de las contraseñas dependerá del usuario.

  • Las contraseñas se almacenan en servidores o bases de datos, mientras que las claves de acceso consisten en una clave pública almacenada en servidores y una clave privada almacenada en un dispositivo.

  • Las claves de acceso mejoran la ciberseguridad gracias a su sistema de autenticación de doble clave, a diferencia de las contraseñas, que dependen de su complejidad.

  • Las contraseñas solo se autentican a través de servidores, mientras que las claves de acceso requieren emparejar claves públicas y privadas, almacenadas en los servidores y en el dispositivo del usuario, respectivamente.

  • Los usuarios pueden cambiar las contraseñas, pero la gestión de las claves de acceso suele requerir un software especializado.

  • Las claves de acceso ofrecen una sólida protección contra el phishing y los ataques de fuerza bruta, mientras que las contraseñas son intrínsecamente más vulnerables a estas amenazas.

¿Son las claves de acceso más seguras que las contraseñas?

Aunque hemos respondido brevemente a esta pregunta en el párrafo anterior, nos gustaría tratar el aspecto de la seguridad con más detalle.

En general, se considera que las claves de acceso son más seguras que las contraseñas, y hay varias razones para ello. En primer lugar, las claves de acceso no necesitan ser recordadas ni creadas de forma manual, a diferencia de las contraseñas, que exigen idear complejas combinaciones de letras, números y símbolos y luego tratar de memorizarlas.

Además, las claves de acceso se generan automáticamente mediante criptografía, que divide las credenciales en dos partes. Así, en caso de una filtración de datos en la que un atacante acceda a tu clave pública, esa clave por sí sola será inútil sin la clave privada correspondiente.

También hay que mencionar que grandes empresas como Google, Microsoft y Apple ya admiten claves de acceso y colaboran con organizaciones como la Alianza FIDO para garantizar la implantación de claves de acceso en todas las plataformas. Esta adopción generalizada por parte de los líderes del sector subraya su confianza en las claves de acceso como alternativa más segura a las contraseñas, lo que mejora la seguridad general de sus usuarios.

Guarda tus claves de acceso y contraseñas en un gestor de contraseñas seguro

Al ser uno de los primeros gestores de contraseñas que utiliza la tecnología de claves de acceso, NordPass ofrece una solución de ciberseguridad que combina lo mejor de ambos mundos, permitiéndote utilizar de forma segura y eficaz claves de acceso y contraseñas.

Con NordPass, el cifrado va más allá de las claves de acceso: guardadas en su almacén cifrado, tus contraseñas están protegidas frente a accesos no autorizados. Además, funciones como el autoguardado y el autocompletado hacen que guardar y rellenar contraseñas sea un proceso rápido y sencillo. NordPass también incluye un generador de contraseñas que puede crear contraseñas complejas en el acto, evitando que uses en el futuro contraseñas débiles o ya utilizadas anteriormente.

NordPass resuelve de forma eficaz los retos más comunes de las contraseñas, lo que permite a sus clientes adoptar prácticas de seguridad más sofisticadas. Tanto si prefieres utilizar contraseñas como si buscas una transición a un futuro sin ellas, NordPass te ofrece la flexibilidad y las herramientas necesarias para ambas opciones. El camino que elijas dependerá de ti.

Suscríbete a las noticias de NordPass

Recibe las últimas noticias y consejos de NordPass directamente en tu bandeja de entrada.